William Faulkner

  Mi padre conoció a William Faulkner.

  Tocaba una balalaika en el metro de Chicago.

  Un día se enteró que había un escritor con su mismo nombre y permaneció preocupado por varios días. Luego le preguntó a mi padre: ¿ese Faulkner toca la balalaika?

  Mi padre le dijo que no.

  Entonces sonrió aliviado y se perdió entre la gente.

  Nunca lo volvió a ver.

©2019 by mundussubterraneus. Proudly created with Wix.com

Este página web se diseñó con la plataforma
.com
. Crea tu página web hoy.
Comienza ya